Marketing, Animación, Diseño, Mercado, Internet… En General Roca: BARCAMP imperdible…

14 10 2011

“BARCAMP es un evento (anticonferencia) internacional que consiste en pequeñas charlas o conferencias, las cuales son generadas por los mismos participantes del evento.

Al llegar al recinto, los participantes del evento se encontrarán con una pizarra compartimentada según los horarios disponibles para las conferencias. Estos mismos participantes, si lo desean , se anotar para dar una charla, explicando en muy breves palabras el temario de la misma. Cerveza en mano, se van formando grupos interesados en escuchar las charlas.”

El lugar es el bar NOART, en General Roca, Río Negro y el día es el 29 de octubre desde las 16hs. Para más información dirigirse a www.barcampatagonia.com.ar

barcamp roca






Stop Motion, crear y animar cuadro a cuadro

24 03 2011

El stop motionparada de imagenanimación en volumenfoto a foto es una técnica de animación que consiste en aparentar el movimiento de objetos estáticos por medio de una serie de imágenes fijas sucesivas. En general se denominan animaciones stop motion a las que no entran en la categoría de los dibujos animados, ni en la de animación virtual. Esto es, que no son dibujadas en 2D ni animadas integramente por ordenador en 3D, sino que son animaciones creadas tomando imágenes directamente de la realidad.

Existen muchos materiales que juegan un papel importante en la animación en volumen, o stop motion:

  • La plastilina o cualquier otro material maleable, Claymation
  • Animación de muñecos realizados con materiales rígidos, Puppet Animation
  • Stop Motion es también el medio para la producción de Pixilación: animación de la vida humana o animal.
  • El Go Motion es una variante del “stop motion”, por el que aplicando un sistema de control a muñecos (animatronic) se les induce a realizar movimientos mientras se registra la animación fotograma a fotograma. Como resultado se produce un efecto de blur sobre las partes en movimiento que aumenta la sensación de realismo.

 

Proceso personaje corto Marea POR http://stopmotionestructuras.blogspot.com/






Asi quedo el personaje terminado.

Para ver el trailer:
Para ver el trailer:

Para ver…

http://puppetsandclay.blogspot.com/

http://www.youtube.com/watch?v=4qsWFFuYZYI

http://www.youtube.com/watch?v=k_oIaQBbgRY&feature=player_embedded

http://www.youtube.com/watch?v=JZvpF6gaGH4&feature=pyv&ad=5133705296&kw=animation

Un poco de historia…

La historia del cine -más precisamente, la de la técnica cinematográfica- está repleta de “paternidades” en disputa. Sin ir más lejos, la propia invención del “cinematógrafo” ha sido reclamada, desde siempre, por estadounidenses y franceses.

Mientras que para los norteamericanos el padre del nuevo invento fue Thomas Edison (que en 1893 presentó su kinetoscopio), para los galos no cabe duda de que “el cine” debutó en 1895 con los hermanos Auguste y Louis Lumière.

Lo cierto es que, entre tanto descubrimiento puesto en cuestión, hay uno que, desde hace casi cien años, “enfrenta” a los Estados Unidos, Francia y España. Se trata de la técnica de rodaje denominada “paso de manivela” o, como se la conoce en inglés, “stop-motion”.

Esta técnica -bajo la que se han hecho infinidad de films a lo largo del siglo XX y que, se podría decir, es la piedra fundamental del cine de animación- consiste en registrar, fotograma por fotograma, imágenes dibujadas, marionetas, siluetas recortadas u otros objetos inanimados, para luego “simular” el movimiento de los mismos por medio de la proyección de dicho registro.

Así, se sitúa el “objeto” inmóvil frente a la cámara, se echan a rodar un par de fotogramas (o, en los equipos digitales, se graban un par de frames) para luego, con la cámara detenida, cambiar levemente el estado o la ubicación del objeto y volver a retomar el rodaje, repitiendo el procedimiento hasta terminar la secuencia programada. La proyección consecutiva de esas imágenes estáticas, da como resultado un movimiento que, obviamente, no existió durante el registro.

 

El mago de Montreuil


Hijo de un acaudalado fabricante de zapatos, Georges Méliès (1861-1938) decidió desoír el mandato paterno y, en lugar de procurarse una formación “comercial”, se adentró en el atrapante mundo del espectáculo. Mago de profesión y director del Teatro Robert Houdini, Méliès fue, a los treinta y cuatro años de edad, testigo privilegiado de la primera y legendaria proyección pública del cinematógrafo Lumière. Fascinado por el maravilloso invento, no tardó en aventurarse, primero en la exhibición y luego en la realización de sus propias películas.

Aunque sus primeras cintas no contenían otra cosa que el mero registro de “escenas cotidianas” (llegada de trenes a la estación, salida de trabajadores de la fábrica, regadores regados, etcétera), fue gracias a un “accidente” que descubrió el que sería su propio “estilo” cinematográfico.

Una mañana de 1896, el incipiente cineasta había colocado su cámara “tomavistas” en medio de la Plaza de la Ópera, con la intención de registrar algunas imágenes documentales del tránsito que circulaba por ese lugar. De pronto, en medio del rodaje, la manivela de la filmadora se astascó y la película en su interior se detuvo, aunque sin dejar de imprimir las imágenes. Superado el desperfecto, Méliè siguió filmando pero, al proyectar lo que había registrado, descubrió con sorpresa que “por arte de magia”, allí donde originalmente había hombres, ahora aparecían mujeres, y el autobús Madeleine-Bastilla que en ese momento pasaba frente a la cámara, se “convertía”, repentinamente, en… una carroza fúnebre.

Méliè se dio cuenta de este modo que, por puro azar, acababa de descubrir la primera truca cinematográfica: el “paso de manivela”. Técnica que, en lo sucesivo, daría lugar al cine de animación y a los múltiples efectos de sustitución basados en el registro de imagen por imagen. Así fue cómo este curioso prestidigitador vio en el cine la posibilidad de llevar el arte de la ilusión a lugares inimaginados.

Si bien desde 1896 Méliès no paró de aplicar sus trucos -especialmente el “paso de manivela”- a los cientos de películas que realizó hasta 1913, resulta difícil encontrar una en la que el empleo de esta técnica estuviera puesta al servicio del relato (es decir, como recurso narrativo) y no como un atractivo en sí mismo. Sin embargo, Viaje a la Luna(Le voyage dans la Lune, 1902) -una “superproducción” basada en textos de Julio Verne y H.G. Wells- exhibe, en una de sus escenas más famosas, la tibia voluntad de integrar el efecto “mágico” logrado con el “paso de manivela”, a la trama. Se trata del momento en que el proyectil espacial, lanzado desde la Tierra, impacta sobre el ojo de una Luna antropomorfa. Éste fue el primer “disparo” en el desarrollo delstop-motion.

 

Ilusionista de voudeville


Mientras Méliès, en París, hace magia con el nuevo invento, del otro lado del océano, en Estados Unidos, el New York Evening World le encomienda al joven humorista gráfico James Stuart Blackton (1875-1941) una entrevista con Thomas Edison para indagar sobre su más reciente invensión: el Vitascope. El contenido de la misma no pasó a la historia, pero el encuentro entre ambos sí. Blackton quedó impresionado al conocer los pormenores del dispositivo y rápidamente se le ocurrió que podría aplicarlo a su actividad como dibujante, “animando” sus creaciones en papel.

Desde hacía un tiempo, James se ganaba la vida con un precario número de voudeville en el que, a la vista del público y con sorprendente velocidad, dibujaba graciosas viñetas con las que lograba narrar simples pero efectivas historias. A Blackton se le ocurrió filmar cuadro a cuadro sus dibujos (aplicando para ello la técnica del “paso de manivela”) y, durante la proyección, convertir los cambios de las figuras en un movimiento con apariencia “real”.

Así fue como nacieron The Enchanted Drawing (1900) yHumorous Phases of Funny Faces (1906), dos de sus primeros filmes basados en esa técnica. Pero en rigor de verdad, la aplicación del stop-motion propiamente dicho, no llegaría a la obra de Blackton sino hasta 1907 cuando, con el estreno de La casa encantada (The Haunted House), sorprendió a los espectadores con la aparición de objetos reales inanimados que, misteriosamente, cobraban vida.

La proyección de este filme dio un nuevo e insospechado impulso a la primitiva técnica descubierta por Méliès y sentó las bases del stop-motion como forma consolidada de animación que, de allí en más, sería aplicada a toda clase de objetos, marionetas y muñecos.

 

El aragonés errante


Si existe algún pionero del cine que no haya sido debidamente reconocido por sus aportes “técnicos” ése es, sin lugar a dudas, Segundo de Chomón (1871-1929). Un entusiasta descubridor nacido en la provincia de Teruel, al nordeste de España, que en 1895 -pocos meses antes de la presentación “oficial” del cinematógrafo- migró a París. Su estadía en la “ciudad luz” se vio prontamente interrumpida dado que, en mayo de 1897, abandonó la capital francesa y para volver a España a combatir como voluntario en la guerra contra los Estados Unidos.

Tras su regreso a París, en 1899, el aragonés tomó contacto con Georges Méliès y de inmediato se ofreció a trabajar en su taller de coloreado a mano de películas.

En contacto con la profusa inventiva de Méliès, Chomón se sintió estimulado para emprender sus propias exploraciones. Fue así como empezó a experimentar en los más variados campos: desde el color hasta la fotografía, pasando por el trucaje y el revelado.

En 1901 inicia una serie de viajes a Barcelona para realizar sus primeras “tomas” como director. Un año más tarde se instala definitivamente en aquella ciudad, donde asume la representación comercial de la casa Pathé, además de tener a su cargo la traducción al castellano de los intertítulos de las películas francesas y su coloreado.

Ya instalado en España, Chomón reanuda la realización de filmes pero, a partir de ese momento, se vuelca cada vez más hacia el uso de trucos o efectos visuales. De esa etapa de su carrera dan cuenta películas como Choque de trenes(1902) o Gulliver en el país de los gigantes (1903).

Fue en 1905, con la realización de Eclipse de sol, cuando Segundo de Chomón introdujo en el cine español la tan mentada técnica del “paso de manivela”. Unos años después, en 1908, inspirado por el filme de Blackton (La casa encantada), Chomón dio forma definitiva y acabada a la técnica del stop-motion en la que sería una de sus películas más conocidas en todo el mundo: El hotel eléctrico (Hôtel électrique). Rodada en Londres para la firma Pathé (recordemos que en 1905 Chomón había vuelto a París), la película era un verdadero compendio del nutrido repertorio de trucos que hasta el momento había desarrollado.

Años más tarde, retornaría una vez más a España y, tras realizar una veintena de filmes basados en sainetes y dramas populares, partiría a Turín en busca de mayores recursos y libertad creativa. Pero ésa, es otra historia.

 

¿El fin o los medios?

A la luz de este relato resulta difícil determinar con precisión y contundencia la paternidad de una técnica tan simple pero fundamental como la que aquí se ha tratado. La falta de fuentes confiables, el insalvable deteriorio o desaparición de muchas de las obras de aquellos años, e incluso cierto chauvinismo por parte de los historiadores cinematográficos, hacen que toda afirmación al respecto deba ser puesta entre paréntesis.

Sin embargo, el asunto nos acerca la siguiente pregunta: ¿puede ser más importante el origen de un procedimiento técnico que su aplicación artística?

Más allá de toda respuesta, lo cierto es que el mundo de la animación “cuadro a cuadro” rinde homenaje, día a día, al trabajo de los ilustres Méliès, Blackton, Chomón y a tantos otros “desconocidos” que han aportado su talento, inteligencia e imaginación para hacer del cine, algo más grande que la vida.©

 

por JULIO DEL PIERO Cineasta, discípulo de Lazlo Martok y autor, entre otros filmes, de La vida es una milongaSiguiendo a las golondrinas.

 





El diseño fortalece a las PyMES: la vision del CMD

2 08 2010

El diseño: una de las principales palancas en el fortalecimiento de las Pymes por Infobrand

En el marco del Encuentro Latinoamericano de Diseño de la Facultad de Diseño y Comunicación de la Universidad de Palermo, el Centro Metropolitano de Diseño (CMD) presentó una investigación cualitativa sobre el rol del diseño en el fortalecimiento de las pymes. Los disertantes Marco Sanguinetti, Guadalupe Bracuto Verona y Camila Offenhenden dictaron la conferencia “Los aportes del diseño a las empresas en la ciudad de Buenos Aires”.

Sus principales conclusiones refieren a que hoy el diseño acompaña a la visión estratégica de las empresas, generando mayores ventas y facturación, así como reduciendo los tiempos de producción, en algunos casos hasta un 70%. Las Pymes confían cada vez más en los diseñadores, como asesores que mejorarán su negocio y le ofrecerán servicios que agreguen valor a su empresa. Cuando el diseño es incorporado como una filosofía de la empresa, produce un mayor crecimiento general. El impacto en el área productiva es mayor cuando se trabaja con diseño industrial, y el área comercial se impulsa más al trabajar con diseño gráfico.

En las PYMES, se da una tendencia en la que las “nuevas generaciones familiares”, a diferencia de las anteriores, buscan incorporar diseñadores a su empresa, con el objetivo de beneficiarla económica e institucionalmente. Toman al diseño como una inversión, siendo este un activo intangible en las compañías.

Uno de los casos analizados fue el de Tonel Privado y el Estudio Fontana. La empresa comercializadora de vinos buscaba rediseñar sus puntos de venta. “Uno de sus objetivos era comenzar a vender franquicias y para eso, necesitaba estandarizar la imagen de sus locales”, explicó Offenhenden. Luego del rediseño de sus locales, Tonel Privado “aumentó en un 75% sus ventas” explicó Sanguinetti. “El cambio fue absoluto, desde el rediseño de las baldosas hasta el etiquetado de los vinos, se buscó generar un local más inclusivo, similar a un almacén. En este caso, el rediseño de los puntos de venta generó más facturación”, dijo.

Otro caso analizado fue el de la editorial Siglo XXI y el estudio Tholön Kunst quienes rediseñaron la presentación de sus publicaciones. Esto generó un aumento escalonado de las ventas en un 12% el primer año y de un 27%, el segundo. La paradoja, señaló Sanguinetti, fue que “los libros con el nuevo diseño costaban más que las mismas colecciones más viejas, y sin embargo, se vendían más”.

Sanguinetti destacó que “las nuevas generaciones de pymes buscan incorporar diseñadores y se genera la misma tendencia que en la década que los 90 con el marketing” aseguró y dijo que “desde el CMD se busca posicionar al diseño como uno de los activos intangibles de las empresas”, pero aclaró que el diseño sea un impulso para la empresa, “debe ir acompañado de una visión estratégica”, concluyó.





Centros de Formación Profesional del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires

1 07 2010

La Coordinación de Formación Profesional brinda cursos orientados a personas mayores de 18 años, con estudios primarios completos, que quieran aprender o perfeccionarse en algún oficio o actividad laboral.

Los cursos se dictan en turno mañana, tarde y noche, la duración – cuatrimestral o anual- y la frecuencia de sus clases varía según la especialidad elegida. Los cursos que se ofrecen en los centros de gestión propia o participada financiados por el Gobierno de la Ciudad son totalmente “gratuitos”. En otros Centros se puede ingresar mediante un sistema de “becas” acordadas en el Acuerdo de Cooperación entre la Secretaría de Educación y la Entidad Conveniante.

La inscripción se realiza en los centros donde se dictan los cursos.





Las 22 leyes inmutables de una marca

23 06 2010

1. Expansion The power of a brand is inversely proportional to its scope

2. Contraction A brand becomes stronger when you narrow its focus

3. Publicity The birth of a brand is achieved with publicity, not advertising

4. Advertising Once born, a brand needs advertising to stay healthy

5.The Word A brand should strive to own a word in the mind of the consumer

6.Credentials The crucial ingredient in the success of any brand is its claim to authenticity

7. Quality Quality is important, but brands are not built on quality alone

8. The Category A leading brand should promote the cateogry, not the brand

9. The Name In the long run a brand is nothing more than a name.

10. Extensions The easiest way to destroy a brand is to put its name on everything

11. Fellowship In order to build the category, a brand should welcome other brands

12. The Generic One of the fastest routes to failure is giving a brand a generic name

13. The Company Brands are brands. Companies are companies. There is a difference

14. Subbrands What branding builds, subbranding can destroy

15. Siblings There is a time and a place to launch a second brand

16. Shape A brand’s logotype should be designed to fit the eyes. Both eyes.

17. Color A brand should use a color that is the opposite of its major competitor’s

18. Borders There are no barriers to global branding. A brand should know no borders.

19. Consistency A brand is not built overnight. Success is measured in decades, not years.

20. Change Brands can be changed, but only infrequently and only very carefully 21. Mortality No brand will live forever. Euthanasia is often the best solution 22. Singularity The most important aspect of a brand is its single-mindedness

by Al Reis





Malos hábitos al trabajar desde casa

18 06 2010

Tener la oficina en casa puede ser una experiencia liberadora, pero también representa mayores retos para vencer los malos hábitos. Cuando trabajas desde casa, muchas dinámicas de tu rutina cambian y algunas veces eso beneficia tu trabajo o también puede traer desastrosas consecuencias.

Trabajar como freelancer, tener tu oficina en casa y manejar tu horario a tu antojo, es quizás, el sueño de todo creativo. Pero, esa independencia traer una serie de responsabilidades y si a veces nos consentimos demasiado, podemos caer en dinámicas improductivas o poco saludables. Hoy que es viernes, quiero señalarte algunos malos hábitos que pueden afectar tu productividad, salud y economía.

Los malos hábitos que a continuación explico o cuestiono son aquellos, que en algún momento de mi vida he experimentado en los años que tengo de trabajar desde casa. Al inicio, te exiges tanto como lo hacías en la oficina, pero con el tiempo, somos tan adaptables que se nos olvida que todo debe tener límites, reglas o planificación para que funcionemos adecuadamente.

Trabajar en pijama: quizás es uno de los malos hábitos más normales de quienes trabajamos desde casa. Acéptalo, en algún momento despertaste y caminaste directo a la computadora para empezar a trabajar, llegó el medio día y te diste cuenta que ni te habías cepillado. Caminar de la cama a la oficina en casa es típico, pero a veces esa acción no permite que tengamos una rutina más disciplinada o productiva.

¿Te alimentas mal?: no sólo no te has cepillado, olvidaste desayunar por la premura de conectarte al despertar y al medio día tu estómago pide nutrirse, pero resulta que tienes un par de galletas cerca y con un jugo podrás saciar el hambre que en ese momento te invade. No respetas los tiempos de comida y tampoco te acercas a la cocina a preparar algo saludable. Pasaste de comer la sopa instantánea que calentabas en el microondas de la oficina, a la sopa instantánea del microondas en casa. Evalúa tu alimentación o de repente algo fallará en tu cuerpo, mejor prevenirlo a tiempo.

No manejar un horario de trabajo: para que una persona sea productiva no necesita de 24 horas de trabajo continuo, en realidad, necesita de un horario bien planificado y lapsos productivos. Aveces, puedes pasar 10 horas frente a la computadora y no producir nada. Pero, puedes trabajar por 4 horas en donde la productividad puede ser óptima. Evalúa en qué momento eres más productivo y establece un horario de trabajo para aprovechar esos lapsos, en lugar de perder el tiempo por largos periodos.

¿Haces ejercicio? despiertas de la cama a la computadora, olvidas desayudar, comes comida poco saludable, pasas más de 10 horas frente a la computador y no dedicas ni 20 minutos a ejercitarte. No falta que lo aclare, tu sabes que esta mal, que ese estilo de vida en realidad no te permitirá llevar muy lejos. Dedica un par de horas a ejercitar tu cuerpo, para que tu productividad sea mayor. Si nunca antes lo has hecho o no saber por dónde empezar: dejame ayudarte.

No tomar vacaciones: somos esclavos del tiempo, adictos al trabajo, dedicados al 100% a lo que tanto nos apasiona: llueva, truene o relampaguee seguimos allí, conectados al mundo desde nuestra casa, conociendo personas virtualmente, haciendo negocios, ganando dinero, pero y ¿las vacaciones para cuándo? No te olvides de tu familia, amigos, seres no virtuales que quieren pasar un tiempo contigo, en el mundo offline y aveces se pasa un año entero sin que tomes un descanso que sin duda es necesario.

Trabajar con distracciones: los pagos de la casa, la televisión, el mercado, los videojuegos, bañar a la mascota, la visita de amigos y un sin fin de actividades que pueden distraernos del trabajo. Las personas a nuestro alrededor aveces no comprenden que, aunque estamos en casa “estamos trabajando” en serio, no estamos jugando en la computadora, nuestro tiempo allí representa perdidas y ganancias. Por ello, detecta tus distracciones y busca alternativas para la productividad.

Confieso que el mal hábito que más me ha costado cambiar es el trabajar desde pijamas, trato de hacer ejercicio por las mañanas para regresar con energía y un cambio de ropa. Trato de respetar el horario de trabajo, pero acepto que algunas veces me paso del límite. En lo que no me puedo quejar, es el ejercicio, disfruto mucho ese tiempo y lo practico con mucho entusiasmo, soy adicta a las endorfinas ¿qué mal hábito te ha costado modificar?

Recibimos el último boletín de emprendedoresnew.com  , en el que encontramos esta nota de Marcelo Berenstein a quien seguimos de cerca por sus interesantes publicaciones.